Banner General

 

Por Gioberti Jiménez González.

 

Un pueblo de campo es en mucho como un pequeño paraíso, donde la gente sencilla acoge al prójimo con particular entrega y entusiasmo. Así sucede con Emilia Rosén Luis, quien nació el 8 de agosto de 1947, hija de Susana Luis y Luciano Rosén, en Nazareno, Céspedes.

Emilia y su Mama
A los años de su nacimiento, su familia vino a vivir en Piedrecitas, mi ciudad natal. A su madre la recuerdo de misionera por las guardarrayas del crucero, llevando la palabra de Dios a muchas familias, como la mía. Desde entonces hasta hoy, siempre se les ve en la iglesia, humildes pero felices, plenos del gozo del Señor.

Al conversar, Emilia me dice:

- “En octubre de 1971 salimos del campo para este pueblo donde ahora vivimos: Piedrecitas. La fe mía llegó por mi abuelo, que practicaba la religión católica. Era haitiano y vivía ceca de unos franceses; con ellos estudió y la fe la recibió por esa vía, hasta que llegó a mi mamá y a mí, por medio de él.

“Al venir a este pueblo, un fin de año, mi abuelo se sentó en el portal de la iglesia y comenzó a cantar en latín. Llegó Luis Reyes, un señor de allí que lo escuchó, y le dijo que la iglesia abría el tercer sábado del mes. Así comenzó nuestra vida en la comunidad de este lugar donde todavía vivimos.

“Yo siempre iba con mis hijos, cada tercer sábado del mes. Y luego los niños crecieron, fueron a la escuela y hubo algunos problemitas con ellos por ser católicos. Estuvieron algunos meses sin asistir al templo (no llegó al año), hasta que yo dije: vamos todos. Y hasta hoy nunca me he apartado de la iglesia”.
- ¿Cuántos hijos tienes?

- “Soy madre de tres hijos: Titico, Diosnel y Hosanna. Ella es religiosa de las Siervas del Corazón de María. Una noche, al acostarme llegué a la cuna de Hosanna. Solo tenía tres días de nacida cuando la vi en un charco sangre. Llamé a mi mamá muy asustada, ella comenzó a rezar hasta que salimos para el hospital de Florida, la atendieron y la niña se salvó. Se le había zafado el pedacito del cordón umbilical que le quedaba. Yo estaba aterrada, pero la fe siempre me ha sostenido en momentos duros y difíciles”.

- ¿Qué significa para ti que tu hija sea religiosa?

- “Para mí tener una hija monja es un regalo de Dios. Aunque no la veo todos los días estoy tranquila porque sé que ella está bien, que le gusta ayudar a otros y eso me satisface mucho. Al final, nosotros le inculcamos el amor por Jesucristo. Y mis dos varones son también un maravilloso regalo. Titico se ha mantenido siempre en la iglesia y ayuda en todo lo que hace falta; sobre todo en el comedor de Cáritas. Eso me da fuerzas para seguir haciendo el trabajo como voluntaria. Y Diosnel, aunque se ha apartado un poco, es igual un buen hijo. De él tengo una nieta de doce años que se ha integrado a la comunidad de Estrella”.

- En la comunidad, ¿cómo te has desempeñado?

- “Mi mamá y yo siempre estuvimos al tanto de todo el trabajo en el templo. Por ejemplo, fundamos el comedor de Cáritas hace ya unos cuantos años. Lo iniciamos mi esposo Tito y yo junto a Dora y Juaco, un matrimonio de nuestra comunidad por entonces. Monseñor Juan fue quien dio la idea para que abriéramos nuestro propio comedor después de muchos años funcionando en Céspedes. En aquella época el almuerzo lo traían desde allá y se pasaba un poco de trabajo para hacerlo llegar hasta Piedrecitas. Después que Dora se fue para Florida y Juaco falleció, llegó María Victoria Vásquez. Ahora ella y yo, con la ayuda de gente joven, seguimos la obra. Cocinamos en mi casa y repartimos cada jueves. Hoy contamos con treinta beneficiarios. El grupo también recibe formación con temas de salud para explicarnos cómo llevar la vida en la tercera edad”.



Emilia y su esposoDespués de tantos años al servicio de los necesitados, Emilia se siente muy feliz de poder aún servirles. No solo a ellos, sino también a su familia. Junto a su esposo, Daniel Fiss (Tito), con quien lleva 47 años de casada, logra la armonía familiar y persevera en el camino de la fe y la caridad cristiana. Me dice con total seguridad:

- “Yo soy una mujer de fe. He defendido siempre a mi familia con la fe por sendero. Cuando quedé embarazada de mi tercer hijo (Diosnel), el médico me dio todos los exámenes para que me los hiciera y después que me hiciera la interrupción del embarazo, porque decía que yo era hipertensa y que ya tenía una hembra y un varón, que no debía correr ese riesgo. Pasó el tiempo, todo transcurrió sin problemas y ahí los tengo a los tres. Le dije que sí a la vida y a Dios”.

- Dios te ha puesto pruebas difíciles y te ha dado muestras gratas de su amor, ¿verdad?

- “¡Muchas de las dos! Yo vivo agradecida de Dios por muchas razones que ahora no puedo decírtelas todas. Pero te cuento esta anécdota: Vivíamos en el campo todavía, fuera de Piedrecitas, y mami estaba muy enferma; había peligro para su vida. La gente solo se preguntaba qué iba a ser de mí, que apenas era una joven de corta edad y ni me había casado. Y un día al despertarse, me dice que había soñado con una señora que nosotros conocíamos y que ya había fallecido.

En el sueño la mujer le decía que tomara un medicamento que vendían en la farmacia. Mami sintió miedo al despertar y no hizo lo que soñó. Pero a los ocho días volvió a soñar con la mujer diciéndole lo mismo, hasta le dijo la enfermedad que iba a tener y que no tuviera miedo. Al despertarse, mi papá le preguntó si estaba soñando, ella no le dijo nada en ese momento y le pidió que fuera a la farmacia; le dio los nombres de las medicinas y mi papá fue y las compró. Ella se tomó las medicinas y mira, hoy mi mamá tiene 93 años. Esa vez mi mamá decidió que, si un día vivíamos en un pueblo, ella se entregaría a la iglesia y desde que llegamos a Piedrecitas somos de la comunidad Nuestra Señora de La Caridad. Creo que Dios puso su mano y por eso y por otras razones tenemos muchos motivos para darle gracias a Dios. La fe que tengo en Dios y en la Virgen, me ha salvado a mí y a mi familia”.

Emilia es de carácter noble, llena de reclamos para el bienestar de los necesitados y sin pensar en sus propias carestías. Su bondad la hace sonreír siempre, trabajar y mostrar a todos un rostro pleno de misericordia y entrega, como el de Jesucristo. De joven nunca la recuerdo brava ni inquieta; mucho menos agitada y ansiosa. Antes me preguntaba si esta señora nunca tenía problemas serios. Pero ahora, con el paso del tiempo, comprendo que es una mujer de Dios, de amar al prójimo por encima de sus situaciones difíciles, de entregar su amor en el servicio cotidiano y de no aparentar rostros de misericordia sino de practicarla cada día, desde que amanece hasta que cae el sol.

En ella no termina nunca el deseo de ofrecerse a sus hijos, a su madre de noventa y tres años tan entregada a la iglesia como ella. También se entrega al cuidado de su esposo y a la ternura siempre vital de dar de lo poco que tiene a los que más lo necesitan.


El pasado 13 de junio varias comunidades de la Diócesis holguinera celebraron la fiesta de San Antonio de Padua, a quien se invoca para hallar objetos extraviados y encontrar pareja. Hasta la Parroquia de Chaparra llegaron fieles de las comunidades de Delicias y Puerto Padre para participar de una celebración presidida por Monseñor Emilio Aranguren y concelebrada por varios sacerdotes.

Según la historia, San Antonio de Padua fue Proclamado Doctor de la Iglesia el 16 de enero de 1946 por el Papa Pío XI. Es la persona que más rápidamente fue canonizada por la Iglesia católica: 352 días después de su fallecimiento, el 30 de mayo de 1232, por el Papa Gregorio IX.

Al concluir la eucaristía, la Iglesia congregada acompañó en procesión por las calles del pueblo a San Antonio, hasta  la casa ubicada en el barrio del Cenicero, que acoge el proyecto del Centro Pastoral Social Beata Madre Teresa de Calcuta.

El centro está promovido por Cáritas, como expresión de la caridad de la Iglesia, con  financiamiento de la Embajada de Japón. Asumido por la comunidad de Chaparra, el proyecto responde al espíritu evangelizador que nos anima como misioneros.

Después de casi dos años de construcción y remodelación, las personas mayores podrán disfrutar de los servicios que se prestarán a partir del día 29 de junio. La casa consta de los servicios de comedor (en una primera etapa para 20 personas con escasos recursos económicos), peluquería-barbería, enfermería, sala de TV, biblioteca, talleres de artesanía y corte y costura. Es el segundo centro de este tipo después de la experiencia de la Divina Misericordia en la cuidad de Holguín y la única con sus peculiaridades en la Vicaría de Las Tunas.   

En sus palabras al grupo durante la bendición, Mons. Emilio Aranguren, Obispo de la Diócesis, pidió a Dios para que por intersección de San Antonio todos los que sean atendidos en esta casa integren una gran familia, encuentren un trato humano y misericordioso y que de manera especial, al salir de allí, siempre experimenten que su cuerpo y alma están recuperados por la fuerza del espíritu, que se ha expresado a través de un gesto de misericordia divina.

Para Manuel Martínez, Director de Cáritas Diocesana esto “es ver un sueño hecho realidad.  La caridad es inherente a todos los cristianos y Chaparra es símbolo de eso. Que los necesitados vean y se sientan en ella  como verdaderos hijos de Dios.”

El Padre Roque Morales, párroco de Chaparra, valoró de positiva la apertura de la casa de Pastoral Social, pues es un espacio para la Diócesis y en especial para la comunidad, donde la Iglesia a través de lo que hace ayuda a que la gente comprenda que Dios nos ama y está presente en la vida de todos, principalmente de los más necesitados. Más que un logro, que un sueño, es sencillamente la mano de Dios que se extiende, expresó.

Juan Carlos Martínez es un joven de la comunidad y uno de los fieles colaboradores con que ha constado este proyecto. “Hay una gran expectativa en toda la comunidad cristiana y el pueblo en general, para muchos es un gran paso y un reto que podamos contar con un centro como este en nuestro municipio. El inmueble podrá ser usado con varios fines, tanto caritativo como social. A partir de ahora se inicia un nuevo camino y esperamos, con la ayuda de Dios, dar lo mejor de nosotros”, aseguró.

Al ritmo del canto “Te damos gracias Señor”, cantado por el  padre Pedro Pablo, los seminaristas repartieron el pan de San Antonio, con la enseñanza de saber compartirlo con quienes lo necesiten.  

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

¿Dónde Estamos?

Diócesis de Pinar del Río

Presidente: Mons. Jorge Enrique Serpa
Director: José Vicente Concepción Robaina
Dirección: Máximo Gómez No. 160 Este e/ Rafael Ferro y Comandante Pinares. Pinar del Río. CP 20100
Teléfono: 0148728135
Correo: caritaspr@obipinar.co.cu

Cáritas Cuba

Presidente: Mons. Dionisio García Ibáñez.
Director: Maritza Sánchez Abillud
Dirección: Calle D, #512, e/21 y 23, Vedado, Plaza de La Revolución, La Habana, Cuba
Teléfono: 078333048/ 078303031/ 078312796
Correo: caritascuba@caritascuba.org

Diócesis de La Habana

Presidente: Mons. Juan García Rodríguez
Directora: Migdalia Dopico Paz
Dirección: Calzada No. 553 e/ C y D Vedado, Plaza. La Habana.
Teléfonos: 078339555/ 078333800
Correo: caritashabana@iglesiacatolica.cu

Diócesis de Matanzas

Presidente: Mons. Manuel Hilario de Céspedes y García Menocal
Director: Jorge Luis Díaz Durán
Dirección: Calle 123 e/ 276 y 278, C.P. 40100
Teléfono: 0145243611

Diócesis de Santa Clara

Presidente: Mons. Marcelo Arturo González Amador
Director: José Ignacio García Retana
Dirección: Unión No. 13 e/ Buenviaje y Céspedes. Santa Clara, Villa Clara. CP 50100
Teléfonos: 0142283165/ 0142208243

Diócesis de Cienfuegos

Presidente: Mons. Domingo Oropesa Lorente
Directora: Carmen María Nodal Martínez
Dirección: Ave. 54 # 3705 e/ 37 y 39, Cienfuegos
Teléfono: 0143519925

Diócesis de Ciego de Ávila

Presidente: Mons. Mario Eusebio Mestril Vega
Director: Roberto Luis Armas Carbonell
Dirección: Cuba No. 8 e/ Marcial Gómez y Abraham Delgado. Ciego de Ávila. CP 65100
Teléfono: 0133223057

Diócesis de Camagüey

Presidente: Mons Juan García Rodríguez
Directora: María Rosa Rodríguez Aguilar
Dirección: San Pablo No. 20 e/ San Rafael y Pobre. Camagüey CP 70100
Teléfono: 0132284663

Diócesis de Holguín

Presidente: Mons. Emilio Aranguren Echeverría
Director: Leonardo Manrique González
Dirección: Peralejo No. 11 esq. Parque, Rpto. Peralta, Holguín. CP 80400
Teléfonos: 0124423219/ 0124468187

Diócesis de Guantánamo-Baracoa

Presidente: Mons. Silvano Pedroso Montalvo
Directora: Maribel Sánchez Abillud
Dirección: Paseo No. 812 e/ Cuartel y San Gregorio, Guantánamo.
Teléfonos: 0121323504/ 0121323505/ 0121323506

Diócesis de Santiago de Cuba

Presidente: Mons. Dionisio García Ibáñez
Directora: Ana María Piñol Navarrete
Dirección: Castillo Duany (Santa Lucía) No. 568 e/ San Agustín y Clarín. Santiago de Cuba. CP 90100
Teléfono: 0122626749

Diócesis de Bayamo-Manzanillo

Presidente: Mons. Alvaro Beyra Luarca
Director: Francisco Pablo Figueredo Naranjo
>
Dirección: Saco No. 52 esq. Céspedes, Bayamo, Granma. CP 85100
Teléfono: 0123427271 ext. 122

colecta anual 2019

Noticias Relacionadas
facebook 1youtube3twitterinstagram 1
Cáritas Cuba
Dirección
Calle D, #512, e/21 y 23, Vedado, Plaza de La Revolución La Habana, Cuba
Contactos
Tef.078333048/ 078303031/ 078312796
Email: caritascuba@caritas.org

Diócesis


Pinar del Río


Presidentes: Mons. Jorge Enrique Serpa y Emérito Mons. José Siro González Bacallao

Director: José V. Concepción Robaina  [+]


La Habana


Presidentes: Mons. Juan García Rodríguez,

Directora: Migdalia Dopico Paz [+]


Matanzas


Presidente: Mons. Manuel Hilario de Céspedes y García Menocal

Director: Jorge Luis Díaz Durán   [+]


Cienfuegos


Presidente: Mons. Domingo Oropesa Lorente

Directora: Carmen María Nodal Martínez  [+]


Santa Clara


Presidente: Mons. Marcelo Arturo González Amador

Director: José Ignacio García Retana  [+]


Ciego de Ávila


Presidente: Mons. Juan Gabriel Díaz

Director: Roberto Luis Armas Carbonell  [+]


Camaguey


Presidente:Mons. Wilfredo Pino Estévez

Directora: Maria Rosa Rodríguez Aguilar  [+]


Holguín


Presidentes: Mons. Emilio Aranguren Echeverría y  Emérito Mons. Héctor Luis PeñaGómez

Director: Manuel Martínez Hernández  [+]


Bayamo-Manzanillo


Presidente: Mons. Alvaro Beyra Luarca

Director: Francisco P. Figueredo Naranjo  [+]


Santiago de Cuba


Presidente: Mons. Dionisio García Ibáñez

Directora: Ana María Piñol Navarrete  [+]


Guantánamo-Baracoa


Presidente: Mons. Silvano Pedroso Montalvo

Directora: Maribel Sánchez Abillud  [+]